Inicio » Empleo » Auto-empleo

Ejemplos de Auto-empleo

Una persona que a través del tiempo ha adquirido experiencia al desarrollar su trabajo y que además se ha mantenido actualizada en los avances de su área de conocimiento, es alguien que aún perdiendo su empleo puede afrontar esa eventualidad por medio del auto-empleo.

Para conseguir que el auto-empleo sea exitoso, es indispensable desarrollar una personalidad independiente y contar con la capacitación necesaria para lograr este objetivo.

Los jóvenes recién egresados que cuentan con una preparación que les permita ser independientes son buenos candidatos a auto emplearse, aunque también las personas que tienen un largo historial laboral pueden hacerlo.

Una gran cantidad de empresas están en busca de consultores que les ayuden a resolver ciertos problemas específicos pero sin que sean contratados ya que de esta forma se ahorran mucho dinero en salarios, al no tener que otorgar prestaciones de ninguna índole al consultor externo, o simplemente para no tener que contratar a un empleado para que atienda un asunto temporal.

Antes de comenzar con el auto-empleo debes de tener claramente definido qué tipo de producto o servicio vas a ofrecer, también saber si la iniciativa la llevarás a cabo tú solo o harás una sociedad con algunos colegas.

Es importante que tengas muy claro cómo vas a realizar esta actividad y cuál es el perfil de tus clientes potenciales, es decir si atenderás al público en general, un sector en especial, o algunas empresas muy en particular.

Ejemplos de auto-empleo:

Ser consultor: si tú estás especializado en algún área de conocimiento y cuentas con la experiencia necesaria en un sector particular, por ejemplo créditos automotrices, procesos de producción, seguridad en plantas petroquímicas, publicidad, recursos humanos, o cualquier otro, puedes ofrecer tus servicios como consultor a las empresas que estén en el ramo que dominas.

Capacitador: si cuentas con los conocimientos que algún sector de la rama industrial, educativa, de salud o empresarial, requiere para realizar su actividad y eres una persona a la que se le facilita transmitir esos conocimientos el ser un capacitador externo es un buen auto-empleo.

Comerciante: es otra buena opción para el auto-empleo, si tienes la capacidad de realizar venta de productos puedes comercializarlos, ya sea al público en general mediante un local, ventas por catálogo,  negocio de comida, o venta de productos especializados, a empresas como pueden ser consumibles de cómputo o mantenimiento a extintores, entre muchos otros.

¡Ayúdanos a ayudarte! Por favor comparte este artículo.

  
Por : Luffy

Búsqueda:

Deja un comentario

Tweet